Albert Einstein mensaje 1951

Descargar archivo mp3

Archivosonoro.org

We should strive not to use violence in fighting for our cause, but by non-participation in anything you believe is evil.

Traducción: “Debemos perseguir la no violencia al pelear por nuestra causa, sin embargo no participar en algo que tú crees sería malvado” (Gracias a Lincoln Institute por la traducción)

Albert Einstein tuvo siempre una inclinación hacia la política y al compromiso social como científico, interesándose profundamente por las relaciones entre ciencia y sociedad. Fue cofundador del Partido Liberal Democrático alemán. Con el auge del movimiento nacional-socialista en Alemania, Einstein dejó su país y se nacionalizó estadounidense. En plena Segunda Guerra Mundial apoyó una iniciativa de Robert Oppenheimer para iniciar el programa de desarrollo de armas nucleares conocido como Proyecto Manhattan, ya que consideró esta la única forma de amedrentar a los gobiernos alemán y japonés. Pero Einstein siempre quiso que estas armas nucleares no fueran utilizadas

En mayo de 1949, Monthly Review publicó (en Nueva York) un artículo suyo bajo el título de ¿Por qué el socialismo? en el que reflexiona sobre la historia,[5] las conquistas y las consecuencias de la “anarquía económica de la sociedad capitalista”, artículo que hoy sigue teniendo vigencia. Una parte muy citada del mismo habla del papel de los medios privados en relación a las posibilidades democráticas de los países:

El capital privado tiende a concentrarse en pocas manos, en parte debido a la competencia entre los capitalistas, y en parte porque el desarrollo tecnológico y el aumento de la división del trabajo animan la formación de unidades de producción más grandes a expensas de las más pequeñas. El resultado de este proceso es una oligarquía del capital privado cuyo enorme poder no se puede controlar con eficacia incluso en una sociedad organizada políticamente de forma democrática. Esto es así porque los miembros de los cuerpos legislativos son seleccionados por los partidos políticos, financiados en gran parte o influidos de otra manera por los capitalistas privados quienes, para todos los propósitos prácticos, separan al electorado de la legislatura. La consecuencia es que los representantes del pueblo de hecho no protegen suficientemente los intereses de los grupos no privilegiados de la población.

Donador:Bernardo Sabisky (proyecto: www.tuneldeltiempo.com.ar)

Comentarios

Envía tu comentario











Ficha técnica del archivo

Archivo número: 162
Publicado por: emilio
Fecha: 04-08-2008
Duración 0:11 Min.
Tamaño Mp3: 0 MB.
Categoría: Personajes
No. de descargas: 2168

Compartir en:


Insertar en sitio o blog (HTML):

Diseño: www.emilio.com.mx